“¡Patapúfete!”: E. RAÚL ZAFFARONI, más preciso y de esclarecedor pragmatismo filosófico que yo. “Ensayo de orquesta” por la murga Federico Fellini

 

 

 

TURBULENCIA SILENTE: ESPERA, TEMOR Y SHOCK. Estallido y emergencia no sé de qué.

 

 

          El lunes último expuse mis dudas en el intento de interpretar la turbulencia silente, dilatada aún, adueñada de la Argentina junto al anuncio de un reeditado acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. Como conjuro de humor ante la percepción de un escenario de catástrofe inminente escribí un breve texto con el título “¡PATAPÚFETE!”, alusión a un “haka argentino” del 2007 de la murga Los Duendes de Caballito, barrio de la ciudad de Buenos Aires. El video de ese “haka” de inteligente ánimo atenuador puede verse y escucharse en dicha publicación. En cuanto a mi breve reflexión la reitero al final de este posteo (1), después del video de Youtube sobre “Ensayo de orquesta”, la película de 1979 de Federico Fellini.

              Al momento de mi publicación no había leído la interpretación de E. RAÚL ZAFFARONI, profesor emérito de la Universidad Nacional de Buenos Aires, publicada el día antes, domingo, en el diario Página12 de Buenos Aires. Esa mirada más precisa y focalizada, de esclarecedor pragmatismo de pensamiento, está incluída en la nota de Zaffaroni titulada “La partida de defunción de la UNASUR”.

 

Consigno a continuación el fragmento referido a la cuestión:

 

          “…ese nivel de baja y casi nula intensidad de ideas, responde a la realidad de una acción gubernamental que carece de toda política, pero sobre todo de política económica, puesto que no responde a la mínima coherencia de ideas y fines que, necesariamente, requiere una política, salvo que se presuma que persigue como objetivo la falencia o quiebra, lo que no es bueno, porque no es recomendable la presunción de dolo.

 

           “Este fenómeno de incoherencia extrema sólo podemos entenderlo si también nosotros nos damos cuenta de que, al caracterizar al actual gobierno como representante vernáculo del capitalismo financiero más despiadado, pasamos por alto que no se trata de un frente unido, sino de un conjunto de intereses sectoriales dispares, que sólo se coaligaron coyunturalmente para desplazar a la política y transferir riqueza.

 

           “Conforme a los dispares intereses que les llevaron a coaligarse, cada uno sigue tirando para su lado y le cobra al gobierno por su participación en la empresa de alcanzar el poder y de no quitarle apoyo, que éste paga religiosamente y, por ende, el resultado es el caos en que va sumergiendo a la sociedad.

 

          “No se trata de una situación que pueda caracterizarse metafóricamente cono la imagen de la orquesta sin director, sino que debe apelarse a imaginar el ruido infernal de una orquesta en que cada músico ejecuta una partitura diferente, eligiendo del repertorio la que más le interesa.

 

          “Esta es la verdadera razón del rechazo a las ideologías y a la política que el ministro expresa en la justificación de su lamentable papel regional. Es absolutamente sincero al rechazar las ideologías, porque éstas imponen una coherencia política de la que el gobierno es por completo incapaz, en razón de la disparidad de intereses que lo llevaron al poder y que ahora lo jaquean con sus incompatibles exigencias.

 

           “Esto explica que no haya cuestión ideológica alguna a la hora de valorar esta triste realidad presente, porque aún colocándonos ideológicamente en posición por completo dispar con el llamado “neoliberalismo” económico, debemos reconocer que, de aceptarse sus premisas, éste llega a consecuencias al menos coherentes con ellas. Pero nuestra realidad ni siquiera tiene nada que ver con Adam Smith, pues si estuviese vivo, el pobre escocés se horrorizaría viendo que se usa su nombre para explicar el caos de los intereses sectoriales satisfechos desorganizadamente.

 

         “La incoherencia no admite explicación ideológica y, por eso, no puede explicarse por “ortodoxos” ni por “heterodoxos”, sino sólo por la crisis de intereses contrapuestos y descontrolados”.

 

(“LA PARTIDA DE DEFUNCIÓN DE LA UNASUR”, por E. Raúl Zaffaroni. Profesor Emérito de la Universidad de Buenos Aires. Diario Página12 de Buenos Aires. Edición del domingo 13 de mayo del 2018).

Ver texto completo en:

https://www.pagina12.com.ar/114467-la-partida-de-defuncion-de-la-unasur

 

 

 (1) Todavía no acierto a darme cuenta si esto de la “corrida del dólar argentino” es la simple (y desgraciada) consecuencia previsible de un plan económico diseñado de modo deliberado para tener un desenlace disgregativo de Nación, Pueblo y Estado argentinos, o bien otra maniobra de poder geoestratégico mundial para la distribución política, social y económica internacional (en correspondencia e intercambio con el complejo agroexportador, las grandes corporaciones y grupos económicos concentrados, y la banca financiera especulativa locales). Si fuese esto último -y acaso estos procesos combinados, y aún otros más- podría verse pronto un cambio de cara gubernamental para continuar con el mismo plan. O bien la dificultad extrema o el sin salida de una gestión política, social y económica de reparación. (Amílcar Moretti)

 

Ver en: https://www.moretticulturaeros.com.ar/patapufete-el-dolar-a-27-mangos-hoy/

 

 

 

Prova d’orchestra [Federico Fellini] 7/7

Massimo Onraed

 

Publicado el 10 mar. 2010

Prova d’orchestra [Federico Fellini] 7/7

Categoría: Música

Licencia de YouTube estándar


Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *